La Iglesia de Santa Marina La Real fue en sus orígenes un templo de la Compañía de Jesús, fundado en 1571. Bajo la advocación de San Miguel y los Ángeles, desarrolló su actividad como iglesia del Colegio hasta 1767.

Sin embargo, la iglesia que hoy vemos fue proyectada por el arquitecto Juan Guardado y levantada a finales del siglo XVII, con mayores dimensiones que la primitiva. Posee una amplia y luminosa nave, cubierta por bóveda de cañón con arcos fajones y lunetos, y decorada con motivos geométricos y rosones en sus centros. A cada lado- y separadas por contrafuertes- hay tres capillas, comunicadas entre sí mediante arcos de medio punto. Todo el interior del templo está decorado con yeserías, obra de Tomás y Celedonio Ruiz en 1684.

La iglesia alberga varios tesoros artísticos, como un San Ignacio de Loyola de la escuela de Gregorio Fernández, la Virgen del Rosario (obra de Juan de Juni), y la estatua de alabastro del obispo fundador, Juan de San Millán (de Esteban Jordán). También conserva multitud de obras pictóricas, además de una Cruz Procesional de plata del siglo XVI y el magnífico órgano procedente del monasterio de Santa María de Sandoval (siglo XVIII).

La Iglesia de Santa Marina La Real es la sede de la Cofradía del Santo Cristo del Desenclavo.

(Publicado por Lala)