El Santuario de Nuestra Señora de las Angustias en Molinaseca está muy ligado al Camino de Santiago ya que es uno de los puntos más importantes en la ruta que une Astorga con Santo Tomás de las Ollas por el paso de Foncebadón.

El templo ya existía en el siglo XI, aunque tuvo que ser reconstruido en 1512 tras ser destruido el anterior por un incendio. Su aspecto actual data del año 1705 y presenta atrios colaterales y un alto campanario que tuvo que ser levantado en 1931 para detener el empuje de la montaña que deterioraba la iglesia.

El interior tiene bóveda de cañón y gran cúpula con linterna de cabecera. Alberga la venerada talla de la Virgen de las Angustias, una Piedad en madera de nogal sobre un majestuoso trono neoclásico, en honor a quien se celebran las fiestas patronales el 15 de agosto.